Compartir en

receta
receta

Te ayudamos a saber más acerca de los higos

Las recomendaciones acerca del consumo de fruta diaria rondan de dos a tres piezas de fruta, lo cual nos ayudará a mantener una dieta equilibrada que nos ayude a bajar el colesterol alto, gracias a los esteroles vegetales que contiene. Para considerar una ración de fruta, debemos consumir tres unidades pequeñas de higos, que pueden formar parte de nuestra alimentación diaria.

CONOCE MÁS ACERCA DE LOS HIGOS

Los higos se cultivan en la actualidad en países mediterráneos como Grecia, Italia y España, aunque son originarios del sudoeste asiático.
La flor de la higuera reposa dentro del fruto. Es decir, los higos son la flor invertida de su árbol. Éstas crecen en el interior de una vaina, florece y cuando maduran es cuando se convierten en lo que conocemos como higos.

Los higos destacan por su alto contenido en fibra (3g por cada 100g de fruta), así que son un alimento a incluir junto a otros alimentos de características similares, si queremos que nuestra dieta tenga un contenido en fibra. También contienen hidratos de carbono y hierro. De esta sabrosa fruta se puede destacar de su composición, además, un buen equilibrio entre calcio y potasio, que contribuye a una mejor circulación de la sangre.

ALGUNA CURIOSIDAD MÁS

Como curiosidad, mencionar que las bondades del higo han sido apreciadas a lo largo de la historia. Por ejemplo, los romanos tenían como tradición regalar higos frescos en Año Nuevo. Esta buena costumbre podemos trasladarla a la mesa: ¿qué os parece si cortamos unos higos y los añadimos a nuestra ensalada preferida?.

¡No dejéis de probarlos!

 

Compartir en

receta
receta

Conoce mejor el albaricoque

Para llevar una dieta que contenga fibra es necesario incluir una buena cantidad de alimentos de origen vegetal como frutas, verduras y hortalizas, legumbres, frutos secos o cereales integrales. Una buena elección para ello es el albaricoque, que además contienen esteroles vegetales que ayudan a reducir el colesterol alto.

PROPIEDADES DEL ALBARICOQUE

A pesar de su delicioso sabor dulce, el aporte energético del albaricoque es bajo, comparado con otras frutas, dada su elevada cantidad de agua y pequeño contenido de hidratos de carbono en forma de fructosa.

 

El albaricoque es una fruta que también destaca por su contenido en beta-carotenos, tal y como nos indica su color anaranjado. Los betacarotenos son precursores de la vitamina A, y responsables de su color. El beta-caroteno se transforma en vitamina A en nuestro organismo. Esta vitamina la encontramos, mayoritariamente, en los vegetales de color amarillo, naranja y rojo.

 

A nivel de minerales, el albaricoque aporta elementos como el potasio y, en menor proporción, el magnesio y el calcio. El potasio es un mineral que ayuda a mantener el funcionamiento normal del sistema nervioso, los músculos y contribuye al mantenimiento de la tensión arterial normal.

Compartir en

receta
receta

El Kiwi, fruta de temporada

Para mantener una dieta equilibrada y poder bajar el colesterol es clave el consumo de frutas. El Kiwi es una fruta deliciosa de moderado aporte calórico, por su cantidad de hidratos de carbono. Su componente mayoritario es el agua.

PROPIEDADES DEL KIWI

El nutriente principal que podemos destacar en el kiwi es la vitamina C. El kiwi tiene más del doble de vitamina C que una naranja, y también nos aporta vitaminas del grupo B, minerales y fibra, soluble e insoluble. La vitamina C contribuye a la protección de las células frente al daño oxidativo, de ahí su importancia en nuestra alimentación diaria.

 

Además, el kiwi contiene antioxidantes, como la luteína, que contribuyen a la reducción del colesterol, por lo que se convierte en un buen aliado y recomendable para incluirla en la dieta.

En la actualidad el kiwi se está utilizando como una fruta ideal para el desayuno, nuestra recomendación es que la incluyas ya sea en zumo o como trozos añadidos a tu yogurt diario.

Compartir en

receta
receta

Te lo contamos todo sobre el tomate

El tomate es uno de los alimentos más populares en Europa debido a su versatilidad y su facilidad para combinarse bien con una amplia variedad de alimentos y de hierbas aromáticas.

El tomate es el fruto de la tomatera, una planta de origen americano. Su consumo comenzó a aumentar hasta hacerse muy popular en el siglo XVIII, época en la que apareció la salsa de tomate, convirtiéndose en un elemento estrella de la tan beneficiosa dieta mediterránea.

CARACTERÍSTICAS DEL TOMATE

El tomate se considera una fruta-hortaliza por su contenido de azúcares simples, lo que le confiere un ligero sabor dulce. A pesar de ello, es un alimento poco energético que aporta 20 calorías por 100 gramos. Su componente mayoritario es el agua, seguido de los hidratos de carbono.

Dentro de su contenido de vitaminas, destacan la C, E, provitamina A y vitaminas del grupo B, en especial de vitamina B1 o tiamina y niacina o B3. Además, el tomate contiene carotenos como el licopeno, pigmento natural que aporta al tomate su característico color rojo. También contiene esteroles vegetales.

Compartir en

receta
receta

Descúbrelo todo sobre la naranja

LA NARANJA ES UNA DE LAS FRUTAS CÍTRICAS MÁS CONSUMIDAS

De su composición nutritiva, destaca su bajo valor calórico, con un su elevado contenido en agua y su riqueza de vitamina C, además de otras vitaminas y minerales.

PROPIEDADES DE LA NARANJA

La vitamina C contribuye a la protección de las células frente al daño oxidativo. Además, contiene esteroles vegetales, que contribuyen a la reducción del colesterol alto de forma natural.

La naranja también destaca por su aporte de fibra, que se encuentra sobre todo en la parte blanca entre la pulpa y la corteza.

Las naranjas más famosas del país las encontramos en Valencia, por lo que además en un alimento de proximidad. Puedes incluirla como postre dentro de tu dieta habitual.

Compartir en

receta
receta

Disfruta de los guisantes

LOS GUISANTES SON EN REALIDAD UN TIPO DE LEGUMBRES, A PESAR QUE A NIVEL POPULAR MUCHAS PERSONAS LAS CONSIDERAN VERDURAS


No obstante, parte de razón no les falta, y es que los granos frescos y tiernos de los guisantes tienen una composición nutricional que se asemeja más a la composición de las verduras que a la de la mayoría de las legumbres secas.

CONOCE MÁS ACERCA DE LOS GUISANTES

Expertos recomiendan introducir las legumbres (por ejemplo ¡sí, los guisantes!) en la dieta unas 2 o 3 veces por semana. Una ración normal oscila entre 60g-70g de legumbres secas, lo que se traduce en un peso de entre 200g-250g una vez cocidas.

Las legumbres constituyen un pilar básico en nuestra alimentación, son los alimentos de origen vegetal que aportan mayor cantidad de proteína, y son ricos en fibra.

PROPIEDADES DE LOS GUISANTES

Los guisantes frescos son un alimento de temporada cuya época de recolección está entre finales de invierno y primavera. Los guisantes tienen interés nutricional por su compendio nutritivo (carbohidratos, proteína vegetal, fibra, oligosacáridos, variedad de vitaminas, calcio, magnesio y antioxidantes). Además contienen esteroles vegetales (concretamente el beta-sitosterol) que, en suficientes cantidades, reducen el colesterol.

En nuestro país hay cientos de recetas que usan los guisantes como parte de deliciosos platos, el plato más famoso sin duda son los guisantes con jamón.

Es ideal incluir guisantes en la dieta por sus propiedades nutricionales, su versatilidad en la cocina y su agradable sabor.

Compartir en

receta
receta

Descúbrelo todo sobre la zanahora

La zanahoria es una raíz que contiene vitaminas y minerales. Su origen no está del todo claro, aunque se cree que proviene de Afganistán.

PROPIEDADES DE LA ZANAHORIA

La zanahoria que consumimos habitualmente es la Daucus carota sativa y es característico su color naranja que le proveen sus propios betacarotenos. Esta es una gran diferencia respecto de las primeras zanahorias que se conocieron, que tenían un color más morado.

Las zanahorias aportan una dosis de potasio, ya que contienen 320mg (1) de éste por cada 100g de zanahorias. El potasio contribuye al funcionamiento normal del sistema nervioso, al funcionamiento normal de los músculos y al mantenimiento de la tensión arterial normal, lo que ayuda a la salud del corazón. Además, contienen minerales como el calcio, fósforo, sodio, hierro, magnesio, cinc, manganeso y vitaminas B1, B2 y C. Pero, por lo que son más conocidas las zanahorias, es por su contenido en betacarotenos, que son los que le aportan su característico color. Cuando se metabolizan en el organismo, los betacarotenos se convierten en vitamina A.

CÓMO CONSUMIR ZANAHORIA

Las zanahorias deben consumirse lo más frescas posibles para garantizarnos su cantidad de vitaminas. Hay que tener en cuenta que, si las sometemos a cocción, pueden perder alguna de estas vitaminas, como es el caso de la vitamina C, pero en cambio los betacarotenos no se destruyen, sino lo contrario: pueden facilitar su absorción por parte del organismo.
Podemos utilizar las zanahorias en casi cualquier elaboración culinaria, como acompañante, tanto cruda como cocida: en forma de crudités en forma de palitos para mojar en salsas, para hacer cremas, en menestras… y también para elaboraciones dulces o repostería, como por ejemplo la tarta de zanahoria.